Archivo para octubre 2009

Muerte Querida

PM11200955312009 6, 2007
Muerte Querida #2 portada y contraportada (y autógrafo) por Augusto Mra

Muerte Querida #2 portada y autógrafo por Augusto Mora, contraportada por Patricio Betteo

El martes 13 de octubre de 2009 (o sea ayer, para el que esto escribe) en punto de las cinco de la tarde, dentro del marco de la novena Feria del Libro del Zócalo, en la Ciudad de México, Augusto Mora presentó el segundo número de su obra Muerte Querida en compañía del BEF, Luis Gantús y Uriel Pérez, ante un auditorio de aproximadamente 60 personas (incluídos quienes estábamos de pie y los mirones transitorios) que llenó el Foro Rosario Castellanos.

Muerte Querida, según confesó su autor, se origina en el interés de Augusto Mora por las tradiciones mexicanas, en especial las artesanías populares que han ido dando características a cierta tipología de personajes como los judas que se queman en los carnavales o las calaveritas de dulce del día de muertos. De aquí se inspiró para producir a los habitantes de Mictlantepec, como Enjuto Buendía (actor central, aunque a veces no tanto), la Petenerita (su interés amoroso que no lo pela), Señor Presidente (líder político del pueblo), Regino (su secretario) y el Cura Carmelo (la autoridad religiosa y pecadora).

Es inevitable ver similitudes entre San Garabato (Rius) o San Cirindango de las Iguanas (Gabriel Vargas) y Mictlantepec, no sólo por que el tono del discurso secuencial es la parodia de roles y relaciones sociales, o bien por que la selección del lenguaje gráfico tiene que ver con la caricatura, sino además, porque dichos lugares son la destilación básica del imaginario de nuestra comunidad mexicana (si entienden lo que dije ahi me lo explican luego).

En su intervención, Mora admitió que después del primer número, que fue a color, sacar el segundo fue una labor sufrida y que en el futuro Muerte Querida se tranformará en webcómic. No cabe duda que en este sentido, ser monero en México (y sobre todo, permanecer monero) es una labor de amor y dedicación que debemos apoyar. El número 2 de Muerte Querida es una combinación de páginas publicadas en Mad México y material inédito muy bien dibujado y de lectura entretenida. El ejemplar cuesta diez pesitos y lo encuentras en la sección de editoriales independientes de la Feria del Libro (si es que la dejan vivir las manifestaciones de los electricistas http://estoesferpecto.produccionesbalazo.com/), o bien visita su página web en http://www.muertequerida.com/

Para quienes nos iniciamos en el vicio de los cómics antes de la era de la novela gráfica (y antes de Dragon Ball mi estimado Mora) encontrar la presentación de una historieta en formato “clásico”, o sea, ejemplar individual, es una grata sorpresa.

 Muerte Querida es un cómic ingenioso, una apuesta artística de un joven monero mexicano y un valioso esfuerzo editorial que hay que apoyar.

 

BEF, Gantús, Uriel y Mora

Anuncios

¿Quién es el dueño de Supermán?

AM5200918312009 6, 2007

Superman by Darwyn Cooke

Cuando en 1945 DC Comics empezó a publicar las aventuras de Superboy, sin la presencia de los autores de Supermán, a pesar de que la idea había sido propuesta originalmente por Jerry Siegel, coautor del personaje, Siegel y Joe Shuster (dibujante-coautor) decidieron demandar a DC Comics en 1947 por violación a los derechos de autor. El Juez neoyorquino Addison Young decidió que la empresa no tenía derecho a publicar Superboy sin el consentimiento de sus creadores. Pero en lo concerniente a Supermán, sostuvo que Siegel yShuster habían cedido los derechos a DC Comics. Ambas partes apelaron y en mayo de 1948 llegaron a un arreglo en el que los creadores recibieron $100,000.00 dólares.

 

A principios de los 70 se inició una nueva disputa legal sobre la renovación de los derechos de autor de Supermán. El fallo inicial reconoció que el personaje no había sido creado a petición de la empresa, sino que ya había sido definido antes de contactar a DC Comics para su publicación. Sin embargo, en la apelación de 1974 se decidió que el personaje pertenecía a la editorial y no a sus creadores.

 

En 1975, tras la carta de “maldición” de Jerry Siegel a la película Supermán (en ese entonces en producción) por el abandono de la empresa a los creadores del personaje, se inició un movimiento enacbezado por los propios guionistas y dibujantes de cómics norteamericanos que logró se asignara a Siegel y Shuster una pensión anual de $10,000.00 dólares y el reconocimiento de la autoría de Supermán; pero a cambio de admitir que Warner (la dueña de DC Comics) era la única propietaria de los derechos sobre el personaje.

 

En 1997 Joanne Siegel (segunda esposa y viuda de Jerry) y su hija Laura Siegel Larson, notificaron la terminación del uso del copyright sobre Supermán a favor de DC Comics a partir de 1999. Ante la negativa de la compañía, entablaron demanda en 2004. Anteriormente, en 2002, tanto Joanne como Laura Siegel, habían notificado la terminación del copyright de Superboy, y el 23 de marzo de 2006, el juez Ronald Lew resolvió que a partir del 17 de noviembre de 2004, Joanne y Laura Siegel recuperaron los derechos sobre Superboy y tienen derecho al pago de regalías.

 

Por otro lado, en marzo de 2008 se decidió que los herederos de Siegel recuperaron los derechos sobre Supermán, tal cual aparece en Action Comics #1. Además, en agosto de 2009, tomando en cuenta evidencias de que, en 1934, Jerry Siegel había acudido al dibujante Russell Keaton para presentar una nueva versión de Supermán para ofrecerla a los diarios para su publicación (distinta de la que haría con Shuster y que eventualmente se convertiría en la primera historia de Supermán), el juez Stephen Larson reconoció los derechos de los herederos de Siegel sobre Action Comics #4, Superman #1 páginas 3 a 6 y las tiras diarias de Supermán que se publicaron en los diarios las primeras dos semanas.

 

Actualmente, DC Comics y los herederos de Siegel se encuentran en un proceso de mediación por lo que respecta al pago de regalías y el juez Larson renunció a su cargo.

Asterios Polyp

AM12200928312009 6, 2007

asterios-polyp-cover

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Cuando David Mazzuchelli ilustró Batman Year One, escrita por Frank Miller, después de haber colaborado con él en Daredevil, pudimos apreciar un estilo sobrio, más cercano a la ilustración clásica que al dinamismo exagerado de los superhéroes. También supimos que estábamos frente a un artista diferente. Sólo que no sabíamos qué tanto.

Si todo mundo esperaba que que Mazzuchelli se encadenara a los superhéroes, nos dio una gran sorpresa alejándose de las casas editoriales tradicionales, DC y Marvel, y empezó a editar su propia revista Rubber Blanket. Su estilo de dibujo cambió y empezó a simplificar las líneas de sus trazos. Además, demostró sus cualidades de narrador secuencial, construyendo historias llenas de humanidad.

Pero su última obra, Asterios Polyp (Pantheon Books, 2009), es una novela gráfica portentosa. Con un estilo visual sencillo, demuestra que la simplicidad de los trazos es para los maestros del arte secuencial. Pero esta economía gráfica también se revela en el uso de una paleta de colores reducida al mínimo. Y aunque no es monocromática, su empleo de pocos colores y tonos suaves le da a la novela una identidad propia. Llama también la atención que no tiene miedo a emplear los convencionalismos del cómic, y que incluso innove en algunas ocasiones.

Asterios Polyp es la historia de un arquitecto y su hermano gemelo muerto al nacer. Los personajes están muy bien logrados y hay unos francamente cautivadores. Es una aventura del renacer de una vida que se estancó en el egocentrismo y la pedantería académica. Pero también es una reflexión personal que, partiendo de la crítica del pensamiento dualista, logra envolvernos y motiva nuestros propios cuestionamientos.

En pocas palabras, Asterios Polyp es una novela que hay que leer.